Aceite esencial de eucalipto

Aceite esencial de bergamota

La bergamota (citrus bergamia) es el fruto de un árbol originario de Persia, de un sabor entre agridulce y ácido. Su piel es muy aromática y de ella se extrae el aceite esencial de Bergamota.

Propiedades del aceite esencial de bergamota

La propiedad más característica consiste en la estimulación y la regularización del apetito. Promueve la confianza en uno mismo y el desarrollo de la autoestima siendo muy útil para casos de ansiedad y depresión.

Usos del aceite esencial de bergamota

Quemadores y vaporizadores, en el trabajo o en casa cuando los niveles de estrés o la tensión sean altos.
Aplicar sobre la piel durante la ducha e inhalar profundamente para experimentar sus propiedades calmantes mientras se disfruta de sus beneficios purificadores para la piel.
Masaje con 1-2 gotas sobre el vientre a la altura del estómago, para ayudar a la digestión.

Aceites complementarios

El aceite de bergamota combina bien con el ciprés, eucalipto, geranio, lavandalimón, así como el aceite de ylang-ylang.  En función de sus usos de este aceite pueden incluir cítricos como la naranja amarga, mandarina o el limón.

Características aromáticas

  • Cítrico
  • Fresco
  • Frutal